Post más recientes

7 Aterradoras leyendas que de verdad sucedieron

- martes, 17 de marzo de 2015


Toda sociedad crea historias, y existen algunas que incluso se transmiten en varios países y durante generaciones.
Siempre escuchamos cuentos sobre personas a las que le pasan cosas raras, y tan interesante resulta que seguimos contándolos una y otra vez. No siempre sabemos cuales de estas leyendas urbanas son ciertas y cuáles no, pero en esta oportunidad conoceremos 7 historias que realmente sucedieron.

7. Despertarse en una bañera sin un riñón

Existe el miedo para muchos de despertarse un día en una bañera con hielo y un riñon menos en el cuerpo.
Si bien la historia existía desde antes de que ocurriera, se volvió realidad en India cuando una ley exigió que los donantes fueran familiares de quien recibía el órgano. Eso hizo que el mercado negro proliferara y muchos fueron engañados con promesas laborales.
Al llegar a la entrevista eran drogados y operados sin siquiera saberlo. Algunos se despertaban al día siguiente con un riñón menos y ningún trabajo.

6. Cabezas que funcionan luego de la decapitación

La historia dice que si alguien es decapitado, su cabeza sigue funcionando por unos segundos. Y sin dudas esto es cierto, tal cual vieron muchas veces los franceses al usar la guillotina durante la revolución.
En 1905, el doctor Beaurieux probó el mito en un condenado a muerte, y vio que por 5 o 6 segundos el hombre fue capaz de mover los ojos. Incluso lo llamó varias veces por su nombre y él respondió mirándolo directamente.

5. Enterrado vivo


En la actualidad existen métodos para asegurarse de la muerte real y todo se debe a las historias de personas enterradas vivas.
Lo cierto es que ocurrió muchas veces, sobre todo a finales del siglo XIX. Algunos ataúdes eran abiertos después de años y las evidencias de lucha para sobrevivir eran muy claras. Marcas de arañazos en las paredes y posiciones extrañas del cuerpo indicaban que la persona estaba viva cuando fue enterrada.
Incluso se llegaron a construir ataudes con campanas que el supuesto difunto podría tocar en caso de no estar muerto.

 

4. Cuerpos en Halloween


Se dice que durante la noche de Halloween algunas de las decoraciones no son falsas, sino que realmente son cuerpos colgando de una soga.
Esto ocurrió en varios lugares donde las personas deciden suicidarse esa noche, y nadie nota que son cadáveres porque se mezclan entre las decoraciones tenebrosas.

3. Gusanos en la cabeza

La historia de los gusanos en la cabeza es una leyenda urbana muy popular, realmente le sucedió en una mujer británica que volvió de Perú.
Al sentir ruidos y molestia, fue al médico solo para descubrir que tenía gusanos en el canal auditivo.

2. Decapitado por un ascensor


Según la leyenda, si eres atrapado por las puertas de un ascensor, seguirá moviéndose y puedes perder extremidades o ser decapitado. En 2003 un doctor en un hospital de Houston fue decapitado por un ascensor.
Durante varios días había estado fuera de servicio por arreglos, pero en ese momento el cartel de advertencia faltaba, así que se subió en él. Las puertas se cerraron muy rápido y quedó atrapado, mientras el ascensor seguía subiendo.

1. El agua se vuelve oscura por un cadáver


La leyenda habla de personas que se mudan a una nueva casa, abren las canillas, y notan que el agua es oscura y olorosa. En 2013 eso ocurrió pero en un hotel y el causante fue el cadáver de un estudiante en uno de los tanques.

¿Marte es realmente rojo? O solo es un engaño más

- domingo, 15 de marzo de 2015

La polémica sobre el color del vestido que hace unos días 'dividió' a la Red recuerda la vieja disputa sobre el color verdadero de la superficie de Marte, que conocemos como el 'planeta rojo' aunque en realidad es probable que no lo sea.

De la misma forma que los internautas jamás podrán llegar a un acuerdo sobre el color del vestido que la mitad de la Red piensa que es blanco y dorado, mientras que otros lo ven negro y azul, los investigadores llevan décadas sin llegar a un acuerdo sobre el verdadero color del planeta Marte. Es posible que el hecho de que lo veamos como el planeta rojo se deba a la misma ilusión óptica que la disputa sobre el mencionado vestido.


La NASA reconoce que el color de las fotos que obtiene del planeta es en gran medida una visión "artística" y no representa los colores exactos, porque ello sería poco provechoso para los estudios de la superficie del planeta. En realidad, las fotos, en realidad, son un mosaico de varias piezas del paisaje que han podido ser tomadas en momentos diferentes y bajo distintas condiciones meteorológicas, por lo que en las fotos aparecen diferentes matices de colores. Es más, las cámaras toman la mismo foto tres veces usando diferentes filtros para crear un imagen con color equilibrado, como se hace con la imagen en la TV. Finalmente, la información fotográfica tiene que cubrir una distancia de casi 200 millones de kilómetros para llegar a las pantallas.
 
El problema no es el vestido, el problema real es ¿de qué color es Marte?
 
Por ello no debe sorprender que en algunas de las fotos, la superficie del planeta no se perciba roja. Así, las imágenes del planeta tomadas en 1976 muestran el cielo azul debido al ajuste particular de equilibrio de blancos, según la revista 'Discover'. No obstante, como siempre pasa cuando se trata del espacio, no faltan los amantes de las conspiraciones que afirman que la NASA altera las fotos a propósito para ocultar que las condiciones en Marte son aptas para la vida. La más reciente foto de la superficie hecha por el Curiosity, en la que el suelo aparece de color gris-azul, echa más leña a esta polémica. Y aunque los astrónomos ya propusieron varias explicaciones de por qué puede ser así, lo único cierto es que nadie sabe con certeza de qué color es el planeta.
 

Los GIFs más terroríficos que verás en tu vida

- viernes, 13 de marzo de 2015

Cuando pasas por una puerta entreabierta y sigues de largo: 


Si apagas las luces, no mires nunca hacia atrás:


Cuando una pequeñita te pide que le guardes un secreto:

Esto es lo que pasa cada vez que te volteas en el espejo:

 

Cuando la cámara capta a “alguien” más:


Nunca le digas a una niña desconocida que esté de espalda que voltee:

Siempre hay un niño raro que aparece entre los demás:

Estas son las cosas que se ven durante la noche en un colegio vacío:

Prepárate para esto cuando te asomes en un hueco:

Cuando hay abuelas que no lucen como abuelas:

Cuantos tratas de dormir y…

Lo que pasa detrás de ti cuando haces Skype:

Coqueta ante todo:

Pesadillas garantizadas:

 

Te apuesto a que no sabías estas curiosidades

- viernes, 6 de marzo de 2015


1. Empezaremos con el emperador Shah Khan Jahan. Se dice que fue enterrado con una mano fuera de su tumba, ¿la razón? Simplemente para los que acudieran a visitar su tumba pudieran estrechar su mano. Algo escalofriante, ¿verdad?

2. Por increíble que parezca, en Hong Kong, si una mujer descubre que su esposo le es infiel, la ley autoriza que la mujer pueda matar a su esposo sólo usando sus manos. Algo más, la esposa legítima puede adueñarse de la mitad de las propiedades que el esposo le ha dado a su amante. ¿Lo sabías?



3. El vuelo más largo de una gallina es de 30 segundos.

4. La Coca Cola en un principio tuvo cocaína. De hecho a finales del siglo XIX, cuando esta soda apareció muchas bebidas también incluían este ingrediente. La cantidad que contenía era muy baja, 8,45 miligramos por vaso. Al final, la marca eliminó la sustancia de su fórmula en 1902. ¡Que te parece!




5. Seguro que saber lo siguiente no cambiará tu vida, pero sí es curioso: Hay una ciudad llamada Roma en cada continente.

6. Hablemos de un animal que tiene récord como el más alto del mundo. Se trata de la Jirafa, una adulta puede, con una coz, romperle el cráneo o las costillas a un león.

7. Este dato curioso, me ha causado risa, y espero que nunca suceda la primera opción. Existen más posibilidades que te caiga un rayo que ganes la lotería.

8. La siguiente curiosidad no la recomiendo, pero también es verídica. Si metes una uva dentro de un microondas, ésta explotará. Claro, tendrás que partir a la mitad permitiendo que una parte de la piel siga unida, y tendrás que colocarla sobre la fina piel.



La explicación sencilla es que la uva contiene una gran cantidad electrolitos, un líquido rico en iones que conduce la electricidad. Cada mitad de la uva actúa como una despensa de electrolito, conectadas por un fino y débil sendero conductor (la piel). Las microondas provocan que los iones perdidos en la uva viajen hacia adelante y atrás rápidamente entre las dos mitades. A medida que hacen esto, la corriente vierte su exceso de energía hacia el puente de piel, el cual se calienta a altas temperaturas y finalmente estalla en una llamarada. En este momento, el arco de electrones que viajan a través de la llama y sobre el vacío entre las mitades, ioniza el aire y lo convierte en plasma (que por si mismo puede conducir electricidad) creando los brillantes relámpagos que se pueden observar.

9. A lo largo de la vida, uno camina el equivalente a 3 vueltas al mundo.



10. Las mujeres abren la boca cuando se ponen rimmel porque así detienen el pestañeo.


¿Que te parecieron estos datos curiosos? Si te gustó… ya sabes, ¡recomiéndalo!

Gente arruinando fotos desde tiempos inmemoriales

- jueves, 5 de marzo de 2015

 A este sujeto deberían de darle el premio al arruinador de fotos pues parece un profesional 

Por supuesto siempre tiene que a ver el tío arruina fotos, no te hagas que todos tenemos uno   




Estarás de acuerdo conmigo o no pero Jakie chan puede “arruinar” cualquier foto  

 





Esta es la foto más divertida, tenemos a la típica familia cuando de pronto… 


 

¿El hermano malvado, oh el exnovio? 

 



Creo que nadie queríamos ver esa imagen  



Okiku, la muñeca embrujada de Japón

-

La muñeca embrujada a la que no deja de crecerle el cabello


Estamos en el Japón de 1932. Es aquí donde empieza esta historia triste: Kikuko es una niña aquejada por una grave enfermedad terminal. Pasa gran parte del día en su habitación y en la cama, viendo los días pasar entre fiebres y desesperanza.

Su hermano, viéndola sufrir, decide ir hasta Sapporo para hacerle un regalo. Le compra la muñeca más bonita que encuentra, va vestida con un traje tradicional y su mirada tiene casi el mismo encanto que el de su propia hermana. Es perfecta. A Kikuko le fascina el regalo, toma a la muñeca en brazos y ya no se separa de ella. Decide llamarla Okiku.

En enero de 1933, la niña finalmente fallece, dejando a una familia desconsolada que, aún sabiendo que la pequeña no iba a durar mucho tiempo, no pueden evitar sufrir enormemente su triste pérdida. Kikuko fue incinerada. Sus padres decidieron guardar sus cenizas en una urna de cristal y situarlas en una repisa del salón junto a su inseparable muñeca Okiku. Juntas en vida y juntas después de la muerte.




Quién sabe si fueron los propios padres quienes indujeron esta singular transferencia. Puesto que tal y como se suele decir, las muñecas son recipientes vacíos que, de vez en cuando, albergan el alma de fallecidos. De personas que tras su muerte, aún permanecen entre nosotros. Y esto es lo que al parecer ocurrió según la familia. Puesto que a los pocos meses empezaron a notar cómo el cabello de la muñeca Okiku empezaba a crecer de un modo desmesurado.

Aceptaron pues que el alma de su niña estaba en el interior de ella y como tal adquirieron el ritual de cortarle el cabello cada mes a Okiku. Pero llegó la Segunda Guerra Mundial y la familia tuvo que dejar la casa precipitadamente. Decidieron que la muñeca -y el alma de su hija- debía quedarse en un lugar seguro y santo a la vez, un escenario donde se respetara su figura. La llevaron al templo Mannenji de Japón.

Desde entonces, la muñeca ha ido de templo en templo hasta que a día de hoy es posible visitarla en la localidad de Hokkaido. Son miles los turistas que la visitan cada año ansiosos por verla en persona, expectantes por comprobar con sus propios ojos cómo el cabello de la muñeca crece mes a mes. Se dice también que, en ocasiones, es posible ver cierta humedad en los ojos de Okiku, como si estuviera llorando.

El templo donde se encuentra Okiku es un lugar de peregrinación donde para muchos se obra un milagro. Para otros no es más que un montaje. Sea como sea, no deja de impresionar ver ese cabello crecer cada cierto tiempo, llegando incluso hasta su cintura. A su vez, también resulta curioso el nombre que la niña dio a su muñeca: Okiku.



Okiku es un personaje de un cuento tradicional japonés de fantasmas. En “La casa del plato en Bansho” se nos explica la historia de una joven criada que un día rompe uno de los platos de la vajilla de su señor. Atemorizada, decide esconderlo. Pero finalmente no puede con su conciencia y le explica lo sucedido a la mujer de su amo.

Ésta, llena de ira por ese plato de porcelana destrozado, castiga a Okiku golpeándola y cortándole un dedo cada día. Al final, la muchacha, agonizante, decide tirarse a un pozo, donde fallece. Ahí donde queda su fantasma, su espíritu henchido de rabia y lamento que emerge cada noche para cantar las siguientes palabras: “Un plato, dos platos, tres platos, cuatro platos…”, para después estallar en lágrimas.

Leyendas increíbles que, como ves, tejen su manto fantástico en estas historias japonesas que tanto nos gusta descubrir cada día.